Nélida Morales, mandataria de Villa Los Aromos, dijo que los procesos judiciales iniciados contra los represores fueron “juicios de venganza” y se refirió a todo el proceso como «una guerra».

La intendenta de Villa Los Aromos, Nélida Morales, causó polémica en el 46º aniversario del golpe de Estado, cuando negó a través de las redes sociales que fueran 30 mil los desaparecidos en la última dictadura militar.

La mandataria afirmó que fue una «guerra» y calificó a los procesos judiciales para condenar a los represores por delitos de lesa humanidad como «juicios de venganza». 

“Nada más ni nada menos!!! Así es. Semana de la Memoria: no son 30 mil, son 6.415. No fue un genocidio, fue una guerra”, dijo el polémico posteo.

“No eran jóvenes idealistas, eran TERRORISTAS. No es negacionismo, ocultar a las víctimas del terrorismo, sí lo es. Nunca más terroristas de ERP y montoneros”, escribió.

El mensaje de la intendenta enrolada en el PRO se viralizó en pocas horas y generó un gran repudio entre los usuarios, muchos de ellos incluso exigiendo su renuncia. 

Ante los mensajes, la intendenta redobló su ofensiva en las redes y publicó más tarde un escrito controversial de Juan Carlos Dolce sobre la última dictadura militar con un mensaje propio: «Quieren compartir historia». 

Fuente: Cadena 3