Se trabajó durante una reunión coordinada por Manzur, de la que participaron funcionarios de Defensa, Educación, Economía y Obras Públicas. Se duplicará el gasto de capital contra el promedio de 2018-2020.

El Gobierno diagrama un plan de inversión pública que abarca proyecciones hasta el año 2025. El jefe de Gabinete, Juan Manzur, se reunió ayer con los ministros de Defensa, Jorge Taiana; de Educación, Jaime Perczyk; y la jefa de Gabinete de Obras Públicas, Cecilia Cardini, entre otros funcionarios. De acuerdo al borrador del pre acuerdo con el Fondo Monetario Internacional que trascendió en los últimos días, el Ejecutivo busca duplicar del 1% del PBI promedio entre 2018 y 2020 a más del 2% del producto las partidas para la cartera que conduce Gabriel Katopodis durante los próximos años.

Luego del rechazo de la oposición al proyecto de presupuesto presentado en el Congreso, Manzur y Jorge Neme, vicejefe de Gabinete y hombre clave en su armado, trabajan en un seguimiento pormenorizado y periódico de la ejecución del gasto. El eje de esa tarea es conseguir que los desembolsos de cada cartera se vayan concretando a la par, a pesar de no contar con el instrumento de la ley de leyes.

“Tenemos por delante la tarea de garantizar la continuidad de los proyectos que están en marcha. Por eso hemos convocado a los ministros y secretarios de áreas estratégicas a fin de realizar el seguimiento de las obras que se están ejecutando y que se prevé realizar a lo largo y a lo ancho del país”, dijo el jefe de Gabinete, al encabezar el encuentro en la Casa Rosada.

Fue en ese mismo marco que se comenzó a trazar el camino hacia un plan de inversiones públicas hasta 2025, donde el Gobierno busca plasmar el avance de lo que llaman las políticas priorizadas. De acuerdo al mencionado borrador, los esfuerzos se centrarán en reorientar el gasto aún más hacia la inversión pública.

En el Gobierno, también confían en que el crecimiento del financiamiento externo neto permitirá expandir el gasto de capital. En el texto acordado con el organismo multilateral de crédito, se explica que habrá “una serie de reformas orientadas a movilizar el ahorro interno a la inversión”. Por lo que estiman que el sector de la construcción volverá a ser un dinamizador de la actividad económica durante este año.

Fuentes oficiales explicaron a Ámbito que “habrá especial énfasis en cuidar la eficiencia en el gasto”. Sobre este punto, el texto mencionado anticipa: “Desarrollaremos una hoja de ruta de reforma para fortalecer los procesos de planificación e implementación de proyectos de inversión”. El documento también señala que “se hará especial hincapié en el control y la transparencia de las transferencias de capital, la mejora de los procesos de adquisición y la gestión de liquidez”.

Del encuentro también participaron los secretarios de Energía, Darío Martínez; de Hacienda, Raúl Rigo; y el propio Neme. Allí, se analizaron las principales líneas de trabajo para garantizar el correcto funcionamiento de las áreas y ministerios. El enviado del Ministerio de Economía, concluyó: “Tenemos el presupuesto 2021 prorrogado, y con ello la facultad para reasignar recursos y compatibilizar los proyectos existentes sin dañar las políticas públicas que estaban previstas. Dentro de ese paquete está el gasto de capital, esencial para la administración. Lograr crecimiento depende de ser efectivos en el gasto de capital”.

Fuente: Ámbito Financiero