El ministro de Seguridad nacional replicó las críticas de su par bonaerense sobre el accionar del Gobierno con relación al conflicto mapuche en el sur del país.

“(Con Sergio Berni) no hay nada que hablar, él asume este gesto que no se comprende de dónde viene ni a dónde quiere ir, no tiene sentido”. Con esa frase, el ministro de Seguridad nacional, Aníbal Fernández, replicó las críticas vía redes sociales de su par bonaerense sobre el accionar del Gobierno con relación al conflicto mapuche en el sur del país.

“Yo tengo responsabilidad y los demás miran desde la tribuna, y desde ahí todo es fácil, le dicen a Messi cómo tiene que patear el tiro libre”, afirmó el funcionario nacional. “Yo voy a seguir hablando de las cosas que suceden, porque yo tengo jurisdicción sobre el área que estoy hablando y responsabilidad que tomar al respecto, y cuando decimos que tenemos el escuadrón 34 y 35 de la gendarmería, que tenemos destacamentos de la policía federal, prefectura, y la PSA, es porque nos importa y estamos colaborando en la investigación”, agregó en declaraciones a El Destape radio.

El ministro de Seguridad, además, contradijo a la candidata a diputada nacional Victoria Tolosa Paz, que ayer acusó a la oposición de instigar a un “golpe blando” contra el Gobierno: “No veo un golpe blando, pero tampoco creo que hay que vivir entre algodones, creo que no hay que quedarse quieto”.

La interna entre dirigentes del Frente de Todos sumó ayer un nuevo capítulo, esta vez protagonizado por Fernández y Berni. Ambos se jactaban de tener muy buena relación cuando el primero reemplazó en su cargo a Sabina Frederic.

El disparador fue el conflicto mapuche que desde la semana pasada se desarrolla en Río Negro y que fue un foco de polémica para el gobierno nacional, porque le generó duros contrapuntos con la gobernadora Arabela Carreras por el envío de fuerzas nacionales para manejar la situación. (INFOBAE)