El ministro de Salud le contestó a la SAP, quien pidió «evidencias científicas» sobre la decisión del gobierno nacional de vacunar a menores.

El ministro de Salud de Buenos Aires, Nicolás Kreplak, salió a responderle a la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) luego de que pidieran pruebas a la ANMAT sobre la aprobación de vacunas para menores de entre 3 y 11 años. El hecho también produjo un cruce entre el médico Roberto Debbag y el biólogo molecular Ernesto Resnik.

Luego de que el gobierno anunciara el viernes la apertura de los padrones para inocularse a menores de edad con Sinopharm, la SAP emitió un comunicado pidiendo «evidencias científicas» que demuestren la decisión del ejecutivo.

La polémica que se generó llevó a Nicolás Kreplak a recoger el guante y responderle a la sociedad pediátrica. «Hay muchas cosas que no saben los médicos de a pie pero saben las autoridades. Antes de salir a llevar dudas a la sociedad, lo que corresponde a estas instituciones es hacer el trabajo serio y responsable que es consultar a las autoridades”, respondió en Radio Rivadavia el ministro de Salud bonaerense.

Si bien desde la SAP se mostraron a favor de la decisión oficial, expresaron que esperan «acceder en los próximos días a las evidencias científicas que han permitido a la Anmat autorizar al Ministerio de Salud de la Nación la utilización, en situación de emergencia, del uso de la vacuna a virus inactivada Synopharm en la población de 3 a 11 años».

Kreplak también cuestionó lo inoportuno del texto, ya que la SAP tenía pautada una reunión con el ministerio de Salud para este lunes.

“El comunicado es inoportuno, porque ya tenían la citación a la reunión y podían esperar a escuchar la información que iba a ser mañana. Me parece que transmite ansiedad, malestar e incertidumbre a una población que debe confiar en todos nosotros”, consideró el ministro de Salud.