Cecilia Goyeneche coordinó el proceso que terminó con la condena del exgobernador Sergio Urribarri. Ahora enfrenta un jury y está a un paso de ser destituida.

Cecilia Goyeneche, la fiscal anticorrupción de Entre Ríos que llevó adelante la acusación que terminó con la condena a 8 años de prisión del exembajador Sergio Urribarri, denunció este lunes que el poder político busca “venganza” y destituirla de su cargo a través de un jury.

“La razón claramente es una suerte de venganza, revancha y a la vez adoctrinamiento de los potenciales fiscales para que no se investigue la corrupción. Es un castigo”, afirmó

El juicio político que enfrenta Goyeneche está relacionado por su investigación en la causa de los contratos truchos de la Legislatura entrerriana. Según la fiscal, la estafa asciende a 50 millones de dólares a través de contrataciones simuladas de numerosos empleados de ambas cámaras.

Goyeneche está suspendida desde noviembre cuando le abrieron un proceso por mal desempeño. Está acusada de no haberse excusado en la causa cuando descubrió que un amigo de su marido había sido socio de uno de los imputados.

Goyeneche contó que la semana pasada se realizó el juicio oral y ahora se espera la sentencia. “La idea de quienes impulsaron el jury es que el resultado sea una destitución”, afirmó.

Para la fiscal, “la razón última de esta decisión claramente es una suerte de venganza, una revancha y a la vez un adoctrinamiento de los potenciales fiscales para que no se investigue la corrupción”.

Fuente: TN