Tras la campaña por los atletas argentinos, el influencer busca recaudar fondos para trasladar un elefante a Brasil.

Luego de conseguir que un grupo de atletas argentinos pueda viajar a Ecuador para participar en el Campeonato Sudamericano, el influencer Santi Maratea va por un milagro en las redes sociales y lanzó una campaña solidaria para ayudar a un elefante que necesita llegar a Brasil.

Con una legión de seguidores en las redes, Maratea sigue su carrera solidaria. La misma comenzó con la colecta de 2 millones de dólares  para comprar los medicamentos que necesitaba la bebé Emmita, que padece atrofia muscular espinal, y luego reunió el dinero para que 35 atletas y sus entrenadores viajen al torneo Sudamericano de Atletismo en Guayaquil.

A través de las redes sociales, Maratea comentó que cuando se hace una colecta «generalmente entra más guita» de la que se necesita. «Esa plata la usamos para ayudar a otras causas que están en la misma problemática que la causa que ayudamos, y la otra plata la usamos para una colecta que haga yo”, puntualizó.

“En el caso de Emmita sobraron 30 mil dólares. Y de los atletas 300 mil pesos”, precisó el joven, quien rápidamente comentó que el dinero de lo recaudado para la campaña de Emmita irá para Uriel, un niño que no tiene canal auditivo y necesita un implante de 12 mil dólares.

«Y Tamy, un elefante que necesita que le hagan un santuario para vivir con dignidad, lejos de la explotación animal y creo que podemos ayudar a ambos”, agregó el joven, quien comentó las gestiones realizadas para completar la obra. “Estoy hablando con el santuario del elefante Tamy que queda en Brasil. Mandé a un amigo que habla portugués a hablar, para entender cómo hacer la transferencia y ver si llegamos a juntar la plata”, relató.

Lo cierto es que Maratea conoció la historia de Pocha, Guillermina, Kenya y Tamy, los cuatro elefantes que están en la provincia de Mendoza, a través de una nota publicada en el diario Los Andes.

Según la información, de los cuatro elefantes, Tamy es macho y el resto hembras. Está previsto que Pocha y Guillermina viajen en junio al santuario de Brasil, mientras que en el caso de Kenya todavía no hay fecha de traslado.

No obstante se presume que se concretaría durante 2021, ya que se espera la culminación de la construcción del recinto especialmente diseñado para elefantes africanos. Pocha y Guillermina son asiáticos.

De acuerdo a lo informado, Tamy recién podría irse de Mendoza durante 2022 siempre que las obras de construcción de un recinto especial para elefantes asiáticos macho lleguen a su culminación. 

Fuente: Clarín