En este momento esa alcanza el 30%. Tensión entre sector público y privado por pacientes geriátricos. Clínicas privadas deben dejar por escrito si rechazan pacientes con Covid-19.

La preocupación es cada vez mayor en las autoridades sanitarias de la provincia. Todos los índices marcan un crecimiento acelerado y la pregunta que suena cada vez con más fuerza en los rincones de El Panal y el Ministerio de Salud es cuándo será el momento de volver de fase en Córdoba capital.

La medida ya se tomó en Río Cuarto, la segunda ciudad de la provincia que tuvo un brote que sorprendió por su magnitud y velocidad. Tras varias semanas sin casos, en los últimos días la ciudad registra un promedio superior a los 100 positivos diarios. Con el marco de las elecciones municipales rondando la cabeza de los principales dirigentes, la decisión de retroceder de fase se dilató cuanto se pudo hasta transformarse en una situación insostenible.

Desde ayer y hasta el 22 de este mes, la ciudad ubicada en el sur provincial estará en fase 1. En Córdoba, en principio, no sería inminente la marcha atrás, ya que la infraestructura sanitaria aún cuenta con cierta holgura. Sin embargo el propio ministro de Salud, Diego Cardozo, asegura que la posibilidad está latente en caso de que los números “sean alarmantes”.

Fuentes consultadas por PERFIL CÓRDOBA coinciden en que el ‘botón rojo’ se apretará cuando la ocupación de camas críticas sea superior al 60%. Dicha ocupación se cotejará con otro indicador clave como es la tasa de duplicación de casos, pero las miradas en este momento están centradas en la ocupación de camas.

Consultado por posibles restricciones Cardozo aseguró: “Siempre está la posibilidad de restringir actividades, o dar marcha atrás, conforme a la evolución de la enfermedad”. “Uno analiza los ejes o indicadores como la tasa de contagio, la tasa de duplicación de casos y la ocupación de camas. Veremos cómo nos impacta la patología y si tenemos un número alarmante. Siempre se pueden restringir actividades en cualquier lugar de la provincia. El análisis de dar marcha atrás está presente”, fue la frase textual del ministro en la presentación del último reporte epidemiológico.( fuente Perfil)