Un perro callejero, que encontró refugio en una unidad del Ejército Argentino en Olavarría, fue asesinado por un suboficial que lo arrastró y golpeó hasta matarlo. Una fotografía —que incorporaron como prueba en la denuncia penal— dejó al descubierto el salvaje trato que sufrió «Malevo», un perro que había buscado refugio en la mencionada institución. 

Cuando la imagen se volvió viral, entidades proteccionistas organizaron una movilización, que se llevará a cabo hoy a las 13 en la puerta del Ejército, para pedir sanciones y condenas para el acusado. 

Desde el Departamento de Comunicación Institucional de la Secretaría del Ejército Argentino emitieron un comunicado que reconoce esta grave situación a la que califica de «lamentable y altamente infrecuente» dado que «el cuidado y la preservación de los derechos de los animales han sido una constante en el accionar». 

El denunciado se llama Martín Orellana. También informaron que el Ejército Argentino, apenas conoció la acusación, abrió un expediente interno y dispuso para él una licencia. 

La imagen muestra que el uniformado arrastró, con una soga atada al cuello, a un perro que los vecinos reconocieron como Malevo.