La OMS estimó que la vacunación contra el coronavirus a gran escala no ocurrirá hasta el primer semestre de 2021.

La Alianza Mundial para la Vacunación (Gavi), que trabaja con la Organización Mundial de la Salud (OMS), anunció este martes que 100 millones de dosis suplementarias de las futuras vacunas contra el coronavirus fueron reservadas para los países más pobres del planeta.

A principios de agosto pasado, Gavi y la Fundación Bill y Melinda Gates habían anunciado un acuerdo con el Serum Institute of India (SII), el mayor fabricante de vacunas del mundo, para garantizar el suministro de las 100 millones de dosis a los países menos favorecidos.

La vacuna será vendida a 3 dólares por dosis, con la posibilidad de obtener más, dijo Gavi.

Desarrolladas por las empresas farmacéuticas sueco-británica AstraZeneca y estadounidense Novavax, las vacunas serán fabricadas por el SII, que los donará a la coalición contra el coronavirus creada por la OMS y denominada Covax (Covid-19 Vaccine Global Access, o Acceso Global a la Vacuna contra Covid-19).

El instituto indio podrá, gracias a esta colaboración, aumentar desde el comienzo su capacidad de producción.

Una vez que una o más vacunas hayan obtenido la aprobación reglamentaria y autorización de la OMS, el organismo de salud de la ONU, las dosis podrán distribuirse en los países de ingresos bajos y medios.

No obstante, la OMS estima que ello no ocurrirá hasta el primer semestre de 2021.