Los funcionarios bonaerenses presentaron una nueva herramienta de gestión de la información, la cual reúne los datos de varias áreas y actualiza en tiempo el real los fallecimientos por COVID-19.

En los últimos días, en el reporte que comunica todas las tardes los casos de coronavirus en la Argentina, el número de muertes comenzó a acrecentarse respecto a las cifras que se venían informando en las semanas anteriores. Esto se debió a una demora en relación a los datos informados diariamente, los cuales no reflejan la situación ni los fallecimientos que se dieron durante la jornada.

Es por ello que la provincia de Buenos Aires presentó una “herramienta de gestión de sistemas informáticos”, la cual, según el ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollán, “permitirá -de acá en adelante- informar con exactitud lo que pasa todos los días. Eso se viene a informar con este sistema informático. Estamos en un proceso de la mejora de la gestión y de transparencia. Todo esto permite dar absolutamente todos los datos. En los últimos tiempos muchos medios nos consultan de esta situación, de por qué hay un retraso en este tipo de procesos”.

A partir de ahora, la provincia de Buenos Aires cruzará la información de las muertes registradas en el SISA, de los fallecimientos que surjan de la gestión de camas de terapia intensiva y de los certificados de defunción provinciales.

El funcionario encabezó una conferencia de prensa en la cual participaron Carlos Blanco (jefe de Gabinete de la Provincia), Nicolás Kreplak (viceministro de Salud de la Provincia) y Teresa García (ministra de Gobierno de la Provincia). Allí explicó: “Del SISA (Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentino) podemos decir que es un sistema bueno, sólido, pero que tiene determinados tipo de problemas del registro de este tipo de pandemias. Por la demora que van surgiendo de esos datos. Este atraso que se produce en la carga, sobre todo en momentos pandémicos, es un problema mundial. La OMS ha problematizado esto y le pide a los países que carguen adecuadamente la cantidad de fallecidos que hay».

La provincia de Buenos Aires se dispuso afrontar este problema. Quiero decir que este tipo de instrumentos van a quedar para la gestión de muchas otras variables. Esta pandemia nos dejó que todo el sector privado se inscribió en el SISA y comenzó a informar. En el sistema es mucho más exacto lo que pasa con la carga de los PSR que con este dato. Nosotros comenzamos a detectar a partir de que desarrollamos dos herramientas informáticas: la gestión de camas y el certificado de defunción digitalizado», agregó Gollán.