El actor y modelo fue desvinculado de una marca de ropa interior después de haber declarado que estaba a favor de la diversidad sexual.

Christian Sancho aseguró que se enteró de la finalización de su contrato con la marca a través de la publicación que hicieron en las redes sociales agradeciéndole por su trabajo. Usuarios en redes sociales denunciaron que se trata de una conducta homofóbica.

«Estoy sorprendido. Estaba en plena negociación para lanzar la nueva temporada de ropa interior, y me entero por las redes que me habían desvinculado y “prohibido”, dijo Sancho a la revista que lo había entrevistado. El actor y modelo apareció esta semana en la tapa Caras, que titulaba la nota: “Christian Sancho: Apuesto por la diversidad sexual”.

En la entrevista, Sancho, recientemente separado, afirmó: «El amor no tiene género ni rótulos o carteles especiales. Se puede vivir con una mujer o con un hombre de la misma manera si hay sentimientos. El machismo es lo peor que nos pudo pasar en la vida. Creo que amar es ser honesto a sí mismo. Y yo no hago lo que no me gusta que me hagan. Soy de un pensamiento muy libre. Fiel a mi corazón. Siento que si sigo lo que mi corazón me dicta voy a encontrar el éxito sin importar el nombre ni el sexo”.

El sábado, la empresa de ropa interior para la que Sancho trabajaba publicó en sus redes sociales un comunicado en el que le agradecían al actor y modelo por el trabajo realizado. «Queremos informarles a nuestros clientes y público en general que el contrato que nos unía al modelo CHRISTIAN SANCHO ha finalizado por el cumplimiento del plazo pactado en su oportunidad», dijeron en Instagram, aunque luego eliminaron la publicación.

«Es de destacar que la decisión de no renovar el contrato fue motivado por nuevos emprendimientos que ha encarado el Sr. SANCHO, al cual le auguramos el mayor de los éxitos. Por otra parte, y para evitar malas interpretaciones, ésta empresa ha decidido hacer público el agradecimiento ya que valoramos que haya sido parte de nuestra imagen durante todo este tiempo», añadieron.

La decisión de la empresa fue fuertemente criticada por usuarios en las redes sociales que calificaron el hecho como homofóbico.